“Formamos la conciencia histórica y el liderazgo que necesitan las comunidades afrocolombianas para la reivindicación de sus derechos étnicos históricos y el empoderamiento ciudadano y social, que posibilite el ejercicio del poder político e incidir en la vida pública en pro de la eliminación del racismo y la discriminación racial, y el lugar digno que merecen en la sociedad colombiana”.

Juan de Dios Mosquera

ESCUELA NACIONAL DE LIDERAZGO AFROCOLOMBIANO

“NELSON MANDELA”

PRESENTACIÓN

La Escuela Nacional de Liderazgo Afrocolombiano –NELSON MANDELA-, fue fundada en 1996, por el Movimiento CIMARRÓN para responder a las necesidades de formación ideológica, fortalecimiento de la capacidad organizativa, unidad de acción en red, incidencia pública y ejercicio efectivo de la ciudadanía, y el empoderamiento político de las comunidades afrocolombianas.

El plan de estudios y la metodología de los programas deben transformar la conciencia política, la actitud y la conducta social de los activistas, proporcionándoles las técnicas organizativas y de liderazgo para construir asociaciones fuertes, y una sólida base de conocimiento sobre la verdadera historia y el protagonismo de los pueblos africanos y afrocolombianos en la construcción de la Afrocolombianidad y la identidad cultural nacional.

El pensamiento y las actividades de la Escuela deben lograr que el liderazgo capacitado encarne con convicción las reivindicaciones, esperanzas y las voces de millones de colombianos que sueñan con crear en Colombia una sociedad democrática y equitativa, sin racismo ni discriminación racial contra la persona afrocolombiana.

La Escuela se inspira con los principios, ideales y herencia de los grandes héroes y mártires de la lucha contra el racismo como Nelson Mandela, Martin L. King, Diego Luis Córdoba, Malcolm X, junto a otros y otras.

 

JUSTIFICACIÓN

La sociedad nacional reclama de la población afrocolombiana un liderazgo capaz de desencadenar sus potencialidades, convocando y movilizando a las comunidades afros y al conjunto de la Nación con propuestas y programas que promuevan la resolución de las injusticias históricas, la eliminación de la pobreza, la marginalidad, el racismo y la discriminación racial como problemas nacionales.

Es necesario formar líderes competentes y entrenados para saber interlocutar a favor de las comunidades, con los funcionarios del Estado y las empresas privadas, planteando y gestionando con eficacia los derechos y reivindicaciones afrocolombianas.

El liderazgo afrocolombiano necesita conocer y desarrollar los fundamentos de los ideales históricos y políticos de la causa afrocolombiana, la legislación especial y los mecanismos para la protección y ejercicio de los derechos humanos y étnicos de la población afrocolombiana.

 

OBJETIVO GENERAL

Fortalecer el movimiento social afrocolombiano facilitando a sus activistas un proceso de formación permanente sobre los fundamentos ideológicos y las técnicas de liderazgo, que les conviertan en líderes convencidos de los ideales que defienden y capaces de incidir con eficacia en las diversas esferas de la sociedad nacional, en pro de los derechos y reivindicaciones del pueblo afrocolombiano.

 

OBJETIVOS ESPECÍFICOS

 

  • Ejecutar un programa anual de formación del liderazgo de las comunidades afrocolombiana, a través de diversas actividades, eventos y publicaciones educativas, que se realizan por todo el territorio nacional.

 

  • Facilitar a los activistas comunitarios las bases históricas, filosóficas y sociológicas, para comprender e inducir la transformación democrática de la realidad nacional y afrocolombiana, y las técnicas de liderazgo y organización para una correcta gestión de las organizaciones.

 

  • Entrenar al liderazgo en el ejercicio de los derechos humanos, la legislación especial afrocolombiana y los mecanismos de participación ciudadana que corresponden a la población afrocolombiana como comunidad étnica.

 

  • Conformar una masa crítica o intelectualidad comprometida, educadora y constructora de una pedagogía especial para la formación del liderazgo y la conciencia colectiva de la comunidad afrocolombiana.

 

  • Construir una red de comunicación y unidad de acción del liderazgo afrocolombiano, que fortalezca el proceso organizativo, el enaltecimiento de la Afrocolombianidad y el empoderamiento político de la población afrocolombiana.

 

  • Crear un centro de documentación sobre los estudios afrocolombianos, y producir libros, textos y materiales guía que estén a disposición del liderazgo comunitario en el proceso de formación y desarrollo de los programas de la Escuela.

 

METODOLOGÍA

La Escuela desarrollará el programa anual de formación con actividades como: diplomados, talleres o cursos, conferencias y eventos especiales. La modalidad podrá ser presencial o a distancia dependiendo de las posibilidades y nivel formativo de los estudiantes.

Los estudiantes participarán en talleres y ejercicios de aplicación, realizarán lecturas de profundización y trabajos de reflexión sobre los temas estudiados. El desarrollo de cada módulo combinará las siguientes actividades:

  • De tipo expositivo: presentación y/o conferencia por parte del orientador.
  • Trabajo individual y/o grupal: lectura y reflexión.
  • Elaboración de fichas de trabajo: individual y/o grupal buscando la participación activa de los participantes con sus experiencias y conocimientos primarios.
  • Presentaciones de videos y audiovisuales como complemento al tema tratado.
  • Plenarias en las que se busca la exposición del trabajo individual o grupal, así como las reflexiones y conclusiones conjuntas.

 

Se aprovecharán personajes comunitarios que puedan presentar testimonios especiales, experiencias de vida o propuestas en torno a los temas tratados. Como apoyo metodológico se utilizará: libros, cartillas, lecturas especiales, vídeos, audiovisuales, fichas de trabajo.

El equipo capacitador socializará entre sí los diversos módulos y metodologías que aplicarán y se hará un taller de entrenamiento y evaluación después de cada taller u actividad correspondiente, para identificar las experiencias positivas y negativas y acordar medidas que fortalezcan el proceso formativo.